Cámara de Deputados de Italia

April 10, 2019

TEXTOS ADJUNTOS A LA ORDEN DEL DÍA
de la sesión n. 160 del miércoles 10 de abril de 2019

MOCIONES RELATIVAS AL RECONOCIMIENTO DEL GENOCIDIO DEL PUEBLO ARMENIO

La cámara,

dado que:

la convención para la Prevención y la Represión del Delito de Genocidio, ratificada por Italia con la Ley el 11 de marzo de 1952, n. 153, revela el genocidio;

la Subcomisión de Derechos Humanos de la ONU en 1973 reconoció que el exterminio de mas de un millón y medio de armenios en el Imperio Otomano en los anos 1915-1917 debía considerarse el primer genocidio del siglo XX, según la Convención antes mencionada;

más de veinte países del mundo han reconocido oficialmente el genocidio armenio;

el Parlamento Europeo, con la “Resolución sobre una solución política al problema armenio,” adoptada el 18 de junio de 1987, reconoció que los trágicos acontecimientos de 1915-1917 que ocurrieron a los armenios en el territorio otomano constituyeron un genocidio y sostuvieron que la negativa del gobierno turco a reconocer el genocidio cometido por los “Jóvenes Turcos” representó un obstáculo para la adhesión de Turquía a la Comunidad Europea;

con la resolución del 12 de marzo de 2015, relativa al “Informe anual sobre los derechos humanos y la democracia en el mundo en 2013,” en vista del centenario de dicho genocidio, el Parlamento Europea solcito a todos los Estados miembros que otorguen su reconocimiento (párrafo 77);

con la resolución del 15 de abril de 2015 sobre el centenario del genocidio armenio, el Parlamento Europea, considerando la importancia de mantener viva la memoria del pasado y considerando las verdades y recuerdos fundamentales para la reconciliación entre los pueblos, una vez más invitó a Turquía a reconocer el genocidio armenio, “Allanando así el camino para una autentica reconciliación entre el pueblo turco y el pueblo armenio.” El Parlamento Europeo también invito a Armenia y Turquía a “concentrarse en una agenda que ponga la cooperación entre los pueblos en primer plano” y “proceder a la normalización de sus relaciones, ratificando e implementando los protocolos sobre el establecimiento de relaciones diplomáticas, abriendo la frontera y activamente mejorando sus relaciones, con especial referencia a la cooperación transfronteriza y la integración económica”;

entre los países miembros de la Unión Europea quienes siguieron la solicitud del Parlamento Europeo: Austria, Bélgica, Francia, Alemania, Grecia, Luxemburgo, los Países Bajos, Polonia, la Republica Checa, Eslovaquia, Suecia y Suiza hicieron lo mismo;

la Cámara de Deputados, con la resolución n. 6-00148, aprobada el 17 de noviembre de 2000, al tiempo que recordaba la resolución mencionada del Parlamento Europeo sobre el reconocimiento del genocidio armenio, se limitó a comprometer al Gobierno a luchar por la superación completa de toda oposición entre los diferentes pueblos y minorías en el área;

Su Santidad el papa Francisco, el 12 de abril de 2015, con motivo de una solemne celebración en San Pedro, recordó la masacre de los armenios perpetrada por el Imperio Otomano, considerado “el primero genocidio del siglo XX.” El Pontífice recordó lo que ya había sido expresado en 2001 por el Papa Juan Pablo II, quien, en una declaración conjunta con el Patriarca Karekin II, había utilizado el termino “genocidio” para definir la masacre de la población armenia que tuvo lugar en el Imperio Otomano desde 1915;

el reconocimiento y la memoria de las persecuciones y los horrores ocurridos en el siglo XX deben constituir una advertencia perenne, de modo que el Parlamento sea para siempre el bastión de la libertad humana y la dignidad de la persona según los principios y disposiciones de la Constitución de la Republica,

la Cámara compromete al gobierno,

1. a reconocer oficialmente el genocidio armenio y darle resonancia internacional.

(1-00139) «Formentini, Sabrina De Carlo, Delmastro Delle Vedove, Quartapelle Procopio, Boldrini, Colucci, Centemero, Carelli, Capitanio, Piccoli Nardelli, Molinari, D'Uva, Zóffili, Cecchetti, Coin, Bordonali, Ziello, Eva Lorenzi, Bisa, Paolini, Colla, Gadda, Andrea Romano, Mollicone, Fiano, Gariglio, Moretto, Mor, Lepri, Lupi, Frassinetti, Carnevali, Fregolent, Occhionero ».

(el 11 de marzo de 2019)

La Cámara,

dado que:

el 24 de abril es el día do conmemoración en el mundo de la persecución del pueblo armenio: una masacre perpetrada por el Imperio Otomano entre 1915 y 1916 y que, fomentada por el odio racial y religioso, causo aproximadamente 1,5 millones de muertes y deportaciones, con el consiguiente desarraigo de los armenios de sus territorios originales (la actual Anatolia turca); un pueblo obligado a la diáspora, hoy dispersado en varias comunidades en numerosos continentes;

para curar esta herida y superar una triste página de la historia, a partir de 2009 se activaron los primero intentos de distensión entre la República de Turquía y la República de Armenia,

comenzando con la firma de los protocolos bilaterales de Zúrich el 10 de octubre de 2009, destinados a la normalización de las relaciones entre las dos partes;

posteriormente, se registraron algunos puestos iniciales, con la visita del Ministro de Relaciones Exteriores de Turquía, Cavausoglu, a Ereván, en diciembre de 2013, y las declaraciones de condolencia del Primer Ministro Erdogan en abril de 2014 por las victimas “de los acontecimientos de principios del siglo XX”;

sin embargo, estos signos tempranos de la relajación fueron seguidos por un retorno a relaciones altamente conflictivas; el proceso de normalización de las relaciones entre Armenia y Turquía no ha registrado mejoras hacia una mayor estructuración;

la solicitud (en febrero de 2015) del Presidente Sargsyan al Presidente del Parlamento Sahakyan para ratificar los protocolos armenio-turcos firmados en Zúrich en 2009, hasta la queja formal de los mismos protocolos por parte de Armenia en 2017, representa señales que no ayudan en la reanudación de una comprensión deseable;

para resolver un problema complejo que ha influido durante anos, es necesario alentar y promover un dialogo entre las partes, llevar a cabo una investigación historiográfica en profundidad, ayudar a reconstruir los hechos y las responsabilidades de los acontecimientos de la Primera Guerra Mundial durante el Imperio Otomano, facilitar las investigaciones y llegar a una verdad compartida, para restablecer una normalización de las relaciones diplomáticas, rentable para ambas partes, de conformidad con las disposiciones de los mencionados protocolos de Zúrich antes mencionados el 10 de octubre de 2009, entre la República de Turquía y la República Armenia;

es necesario resumir el camino que, aunque frágil, estuvo marcado por el diálogo entre los dos países, y aún se interrumpió; un procedimiento que el propio Parlamento Europeo había indicado, con la aprobación por una gran mayoría de una resolución (sobre el informe periódico de la Comisión Europea de 1999 sobre el progreso de Turquía hacia la adhesión) que describía los pasos necesarios para normalizar las relaciones entre Turquía y el pueblo de Armenia, en particular cuando señaló en el párrafo 21 (propuesto por el eurodiputado Cohn-Bendit, presidente de la entonces Comisión Parlamentaria Mixta UE-Turquía) la invitación al Gobierno turco “para iniciar un dialogo con Armenia, en particular con miras a estableciendo relaciones diplomáticas y comerciales normales entre los dos países y eliminar el bloqueo actual”;

de acuerdo con las direcciones indicadas anteriormente, la Cámara de Diputados, con resolución n. 6-00148 aprobado el 17 de noviembre de 2000, comprometió al Gobierno pro tempore a continuar en el papel tradicional de Italia, con el objetivo de favorecer el diálogo entre las partes y “trabajar para la superación completa de cualquier oposición entre los diferentes pueblos y minorías en el área a fin de crear las condiciones, con respecto a la integridad territorial de los dos Estados, para la coexistencia pacifica y la correcta protección de los derechos humanos”,

compromete al gobierno:

1. apoyar, tanto bilateral como multilateralmente, la necesidad de reconciliación entre Turquía y Armenia, favoreciendo todas las iniciativas útiles destinadas a reanudar el dialogo entre los dos países, promoviendo una mentalidad de paz y armonía entre los pueblos, respetando las diferentes identidades religiosas, políticas y culturales

2. alentar a los dos países a completar el procedimiento para ratificar los protocolos de Zúrich de 2009, con el objetivo de restablecer y normalizar las relaciones diplomáticas entre Turquía y Armenia y desarrollar relaciones bilaterales, que beneficien a ambas partes;

3. tomar medidas, también en las oficinas europeas competentes, para proponer la constitución de una comisión mixta de historiadores, con el objetivo de favorecer un esfuerzo común para una investigación historiográfica exhaustiva de los eventos de 1915-16, sobre las responsabilidades de las masacres contra los armenios, los critianos y otras confesiones, una condición necesaria para llegar a una verdad compartida y compartida tanto como sea posible

(1-00172) “Valentini, Orsini, Occhiuto”.

(9 de abril de 2019)

Traducción no oficial